domingo, 19 - May - 2019
Inicio / Competición Crucero / 52 Super Series: Quantum se impone

52 Super Series: Quantum se impone

52 Super Series Cascais Cup

©2015 Martinez Studio

Los norteamericanos ganan las dos mangas y se ponen líderes de la Cascáis Cup de las 52 Super Series. Azzurra se acerca al triunfo de la temporada con dos segundos puestos

Quantum Racing impuso su rodillo ayer en la Cascáis Cup. El defensor del título de 2014 de 52 Super Series hizo toda una exhibición en las dos mangas que se disputaron, un barlovento sotavento de unas ocho millas y una regata costera corta, de unas 14. La tripulación liderada por Ed Baird se afianzó en el liderato de la prueba y el Azzurra dio un paso muy importante para convertirse en el campeón de la temporada 2015 al conseguir dos sólidos segundos puestos. Los italoargentinos aguantaron a la perfección el tirón del barco norteamericano y se mantienen muy cerca en la general de la prueba.

La primera manga de la jornada de la Cascáis Cup fue controlada de cabo a rabo por Quantum, que dio un placentero paseo. Hubo que esperar casi media hora para que la brisa se estableciera del noroeste con una intensidad de unos diez nudos. Los americanos salieron por comité, que era el sitio por donde casi todos pensaban que se iba a dar mejor. Y como todos pensaban que ese era el sitio se lio la de marimorena. Allí se quedó atrapado el Platoon, que no encontró un hueco y tuvo que esperar impacientemente a que el resto saliera.

Quantum estaba en la parte de comité pero Ed Baird supo negociar el riesgo y partió sin compromiso por el lado favorecido y con velocidad. Así es como se ganan las mangas. ¿Azzurra? Pues como es norma esta semana, por el centro de la flota y sin complicaciones. Al llegar a la baliza de barlovento Quantum tenía ya una generosa ventaja sobre el velero del Yacht Club Costa Smeralda, al que ayer se subió Pablo Roemmers para compartir la caña con Guillermo Parada. El equipo, sin complicarse la vida, estaba en el lugar en el que se siente muy cómodo. Justo detrás de Quantum Racing.

Tras los dos barcos dominadores del circuito finalizó la manga el Provezza del turco Ergin Imre, que realizó un buen trabajo y seguro que va a intentar luchar por un lugar en el podio final de la regata portuguesa. Cuarto fue Vesper, que tuvo otro sólido día para afianzarse en el tercer lugar de la general. Platoon, con Harm Muüller-Spreer a la caña, hizo una recuperación admirable y terminó en la séptima plaza, una por delante del que había empezado el día como líder de la regata, el Spookie.

La segunda manga fue una regata costera corta. Con un viento de 12 nudos, pero con muchas roladas de nuevo, fue Quantum el que mejor salió por comité. Ya no hubo quien pudiera darle alcance. Platoon le persiguió durante la primera parte de la prueba, aunque una serie de errores en la segunda ceñida les condenaron a ir cayendo en la clasificación. Al revés actuó Azzurra, que pasó quinto por la primera de las boyas y terminó segundo arrancando las pegatinas a Vesper en la última popa, minimizando el daño que podría haber provocado el excelso día del Quantum Racing.

Pablo Roemmers, armador del Azzurra, explica: “Se está haciendo lo que hay que hacer. Estamos dentro de la estrategia marcada antes de la regata y está saliendo perfecto. Se trata de consolidar el campeonato e intentar no estar muy lejos de Quantum, que está haciendo un gran trabajo, para intentar, una vez logrado el objetivo final, ver si podemos también luchar por el triunfo de la Cascáis Cup. El objetivo cada vez está más cerca y no es una cosa sólo de esta buena temporada sino que el año pasado ya hicimos una serie de trabajos que pensábamos que nos iban a beneficiar esta campaña y así ha sido. Estamos sacando los frutos de una labor bien enfocada. Y hay algo muy importante y es esta competición y el ambiente que se respira de camaradería y de profesionalismo. No tengo duda de que las 52 Super Series es el lugar donde hay que estar”.

Víctor Mariño, burdas del Platoon, sostiene: “Hoy no ha sido un buen día para nosotros. Hicimos una muy mala salida en la primera prueba porque queríamos salir por el comité. Esperamos demasiado y lo pagamos muy caro saliendo los últimos. Luego hemos recuperado bien. En la segunda manga hemos salido bastante bien, pero en el tramo en el que nos hemos acercado hacia la costa hemos tenido un par de errores tácticos que lo hemos pagado muy caro porque hemos entrado en una situación de estrés y nervios que ya no nos ha ayudado nada. El objetivo es terminar la temporada en la tercera plaza de la general”.

Joan Vila, navegante del Quantum Racing, mantiene: “Hemos hecho una jornada perfecta con dos muy buenas salidas. El barco va cada día mejor, en velocidad y en la puesta a punto. Ha costado, pero ahora le hemos cogido el truco y el barco ya está en perfectas condiciones. Ganar el campeonato está muy complicado. Ya no depende de nosotros, aunque si existe una opción lo vamos a intentar. 32 puntos en seis mangas es mucha diferencia porque además Azzurra va muy bien, por ejemplo hoy han podido recuperar de un quinto a un segundo y eso es muy complicado en esta flota”.

Déjanos tus Comentarios