viernes, 22 - Ene - 2021
Inicio / Competición Crucero / Volvo Ocean Race: MAPFRE antepone la seguridad al entrenamiento

Volvo Ocean Race: MAPFRE antepone la seguridad al entrenamiento

Los trabajos de mantenimiento en los barcos de la Volvo Ocean Race son prioritarios para afrontar con seguridad cada etapa, por ello el MAPFRE sigue en varadero y no participará en la regata de entrenamiento de hoy en Hong Kong.

Sacrificar tiempo de entreno por un barco seguro es lo que prima para el MAPFRE en estos momentos en Hong Kong, puerto de parada de la Volvo Ocean Race por primera vez en su historia.

Antonio Piris, “Talpi” es, además de un curtido navegante, jefe de tierra del MAPFRE. Ha participado en dos ediciones de la Volvo Ocean Race: la de 1993-94 con el Galicia’93 Pescanova –en el que también participó en la construcción del barco- y en 1997-98 con el americano Chessie Racing. En ambos equipos coincidió con su también compañero de equipo en el MAPFRE, el navegante Joan Vila.

Además, Piris completó la vuelta al mundo a dos sin escalas, la Barcelona World Race, en 2010 junto al también cántabro Pachi Rivero. “Todos los barcos en la historia de la Volvo Ocean Race han necesitado siempre cariño en las paradas y cada uno de los miembros de la flota ha tenido sus cosas, es parte del programa de mantenimiento y de la regata”, explica mientras supervisa los trabajos la zona habilitada para los VO65 en un astillero hongkonés situado a unos 40 minutos del Race Village.

“La batuta principal del mantenimiento de la flota la lleva el astillero de Volvo Ocean Race, que cuenta con las herramientas necesarias para hacer los análisis que se requieren en estos barcos, además de gente especializada en cada área en caso de que haya algo que resolver. Están haciendo un buen trabajo y nos apoyamos mucho en ellos, por lo que la simbiosis entre nuestro equipo y el ‘boatyard’ de ‘Volvo’ es perfecta”.

Centrados ahora en la puesta a punto de la obra viva, el MAPFRE ampliará esas 30 horas iniciales fuera del agua para dar prioridad a la finalización completa de los trabajos en detrimento de las horas de entrenamiento en el agua.

“El barco lleva sin estar fuera del agua desde Sudáfrica”, añade “Talpi”. “Ha tenido que ir todo el Índico con condiciones duras y luego desde Australia hasta aquí, todo sin haber estado fuera del agua como para cuidarle un poco más”.

El barco español no disputará la regata de entrenamiento oficial de Hong Kong programada para hoy jueves, pero el sábado a partir de las 7:00 horas en España (14:00 hora local en Hong Kong), estará en la línea de salida de la regata In-Port y al día siguiente, la Vuelta a la isla de Hong Kong.

Una vital ayuda local

Otra de las particularidades de la parada en Asia es la indudable diferencia cultural entre occidente y oriente. Hay pautas de comportamientos típicas que caracterizan a los asiáticos y a los occidentales originadas por factores culturales y sociales obvios que hacen que la ayuda local sea indispensable. Y en el MAPFRE la situación no es diferente.

“Tenemos apoyo local por temas logísticos y sobre todo de idioma”, explica Piris. “La cultura es muy distinta a la nuestra y necesitamos apoyo logístico para compras, conocimiento local y para trabajos no muy complicados técnicamente pero en los que hace falta una mano”. Thye, Kelvin y Marco son los asiáticos del MAPFRE.

© Maria Muina I MAPFRE

Déjanos tus Comentarios