jueves, 22 - Abr - 2021
Inicio / Barcos / Volvo Ocean Race: Mapfre soluciona sus problemas de datos

Volvo Ocean Race: Mapfre soluciona sus problemas de datos

Mapfre en la Volvo Ocean Race 14101401 copia

Mapfre ©María Muiña

La reparación de una avería del motor, causa de los fallos en la transmisión de datos, y una larga noche de ceñida aderezaron las últimas horas del Mapfre en la Volvo Ocean Race.

Con el objetivo puesto en Canarias, el Mapfre avanza próximo a la costa africana sin despegarse del resto de la flota y, tras cruzar el estrecho de Gibraltar, era ayer por la tarde uno de los primeros en trasluchar para poner ya rumbo Sur.

Objetivo cumplido para la tripulación española tal y como Francisco Vignale, reportero a bordo, explicaba esta mañana: “Cuando cruzamos el estrecho sabíamos que no estábamos bien posicionados y que la pasada noche iba a ser dura. Comenzamos a ceñir y el viento se levantó muy fuerte: las rachas de más de 30 nudos sacudían el barco. Los chicos corrían de un lado para otro cambiando velas, trimando, achicando y haciendo todo lo posible”.

Cambio de velas a bordo del "MAPFRE"
© Francisco Vignale/MAPFRE/Volvo Ocean Race

Cambio de velas a bordo del «MAPFRE»
© Francisco Vignale/MAPFRE/Volvo Ocean Race

La calma tras la ceñida

Durante la noche el Mapfre ha registrado medias de más de 18 nudos de velocidad, pero poco a poco según comentaba el reportero a bordo el viento bajó “sólo un poquito y se puso de través. La vida a bordo se hizo más cómoda pero vamos igual: de salto en salto”.

Parece que el ‘rock and roll’ ha pasado y ahora navegamos a 12 nudos. Los que por tercera vez consecutiva no han podido dormir por la noche están descansando. Parece que cada vez que el sol cae todo se hace más difícil y es totalmente necesaria la mano de todos a bordo”, dice Vignale.

Mapfre en la Volvo Ocean Race 14101403

«Ñeti» Cuervas-Mons (izq), Anthony Marchand (centro) y Xabi Fdez (dch) durante las reparaciones del motor
© Francisco Vignale/MAPFRE/Volvo Ocean Race

¡Problemas de transmisión solucionados!

Los problemas de transmisión que durante la jornada de ayer presentó el Mapfre están ya solventados. El problema radicaba en el motor, tal y como han relatado desde a bordo.

Tras cruzar el estrecho quisimos arrancar el motor para mover la quilla y empezó a fallar. No arrancaba, por lo que se decidió abrir y empezar a mirar qué era lo que sucedía. Si no podíamos resolverlo sólo teníamos cuatro horas más de batería y luego ni lo de mover la quilla iba a ser posible”, ha señalado Vignale.

El motor se escuchaba como con las revoluciones muy bajas, así que nos enfocamos con el tema del arranque. Finalmente encontramos que el arranque del motor no estaba funcionando, cambiamos el regulador y el motor comenzó a andar de nuevo”, ha añadido.

La flota continúa en un puño

Tras abandonar Alicante, la flota navega en un puño y prácticamente en paralelo en un margen de nueve millas según los datos del tracker de seguimiento de la organización. Desde el Mapfre recalcaban esta situación al explicar que “es impresionante lo juntos que vamos. Desde fuera el seguimiento de los barcos debe ser muy emocionante, pero desde aquí dentro no hay palabras para explicar lo apretada que esta la regata y los esfuerzos en un mínimo cambio marcan la diferencia” en palabras de Vignale.

Con una flota tan comprimida es muy probable que las Islas Canarias, sean testigos directos de todo un duelo entre Volvo Ocean 65.

Fuente: Equipo Mapfre

Volvo Ocean Race, vuelta al mundo a vela, regatas oceánicas, Mapfre

Déjanos tus Comentarios